EA y Wii U: un amor no correspondido

nolove

Esta semana se armó la gorda en las redes sociales y webs gamer con los tweets de Bob Summerwill, un ingeniero de software de EA Sport Canada quien calificó al Wii U como «basura» y a Nintendo como un «muerto viviente», que «opera como si fueran los 90s» y que debería dedicarse a hacer software solamente. Esto se sumaba a comunicaciones oficiales de Electronics Arts que anunciaban que no tenían en sus planes desarrollar más juegos para Wii U este año, cancelando más de una docena de títulos incluyendo las versiones 2014 de NFL Madden y FIFA Soccer.

adioseaAunque éste es el punto de vista de una persona que trabaja en EA y no refleja el sentir oficial de la empresa, Summerwill dijo cosas que seguramente coinciden con la opinión de muchos gamers : «la consola es menos poderosa que el Xbox 360, tiene una tienda online muy pobre, su tablet es rara, no le generan ganancias a los 3rd parties, sólo Zelda y Mario venden, deberían venderlos como exclusivos para PS4 y Durango«.  Y como era de esperarse, casi de inmediato los Nintenderos de corazón salieron a defender a Nintendo con el cansado «Nintendo es Nintendo».

Primero, hay que tomar las cosas con calma. Es cierto: el Wii U está en una mala posición, no sólo comparada con las consolas de actual generación que le llevan mucha ventaja en cantidades vendidas, sino también comparada con las que están por venir: dos consolas con una fuerte presencia online, superior capacidad multimedia y poder gráfico mejorado. Nintendo debe aceptar que el control tipo tablet  ha sido una mala idea y no se asemeja en nada al Wiimote en lo que a funcionalidad amigable se refiere, al menos en los juegos que hemos visto hasta ahora. Y claro, dar el paso a HD no quiere decir que se igualen a la capacidad de las próximas consolas. El «pensamiento lateral» que propuso Gunpei Yokoi, la política que ha guíado a Nintendo en esta última generación, no contemplaba la velocidad con la que evoluciona la tecnología de hoy. Y claro, tampoco es infalible.

 

mariokart

Pero aun así, aunque la Wii U como consola está en problemas, Nintendo como empresa no lo está. Nintendo tiene en sus filas a mentes muy creativas y que han generado franquicias que valen, en creatividad y dinero, mucho más que todo lo que puede ofrecer una empresa como, digamos , Electronic Arts. Cada nuevo Mario Kart, cada nuevo Zelda, cada nuevo Super Mario es una reimaginación del anterior e incluye nuevas mecánicas que luego inspiran a otros desarrolladores. EA, por su lado, crea secuelas anuales que no innovan tanto como lo hace Nintendo. Como dije arriba, lo de «Nintendo es Nintendo» cansa, pero es porque lo escuchamos mucho y es verdad, duela a quien le duela. Y qué decir de otros campos, como sus licencias de productos como Pokemon y su división de consolas portátiles; división en la que, con todo y sus problemas, no tiene competencia directa hace décadas.

 

zeldaeffect

Algo que no piensa Summerwill (y tampoco los fans de otras consolas) al sugerir que Nintendo se vuelva «sólo software» es que si Nintendo se dedica a sólo hacer juegos, éste puede tirarse abajo a EA. Bastaría que Miyamoto imagine un Nintendo NFL para ver como las ganancias de Madden se desploman. Lo mismo puede pasar con FIFA. Y buena suerte sacando una nueva franquicia de rol/aventuras el mismo mes que un nuevo Zelda salga al mercado; un nuevo Mass Effect tal vez no tendría oportunidad. Si la plata de la división de hardware de Nintendo se le asigna derrepente a la división de desarrollo de software, el mundo entero del gaming temblaría en sus zapatos. Recordemos que Nintendo no sólo le vende a niños, sino también a quienes lo fueron hace veinte años.

 

tienda

Esto no salva de su dilema al Wii U. Para salir de él Nintendo tiene que ponerse las pilas y sacar más juegos. Punto. Poner nuevo juegos en los escaparetes de las tiendas es lo que el Wii U necesita; no sacar ports de Need for Speed, Mass Effect o versiones «pantalla touch» de Tekken. También ayudaría explicar mejor qué diablos es el Wii U e incluir un Wiimote ó un Classic Controller Pro en la caja, para aquellos que no tuvieron un Wii y para los que no saben que funciona con Wiimotes. Y darle algun beneficio a sus publishers como en sus primeros años hizo Sony (menos comisión por ventas, menor precio por disco producido y devuelto) tampoco caería mal para hacerse de una fuerte base de consumidores. Pero sobretodo, darle a sus fans y recien llegados más razones para ignorar las declaraciones de un desarrollador que tuvo un mal día en la oficina y concentrarse en lo que Nintendo tal vez guarde bajo la manga para dentro de tres semanas.

El E3 está a la vuelta de la esquina y Nintendo aun está en posición de salvar al Wii U y de ganarse a otros developers menos volátiles que EA. Ojalá lo logren.

Enrique "Junior" Martinez

Analista de la industria del los videojuegos, escritor, blogger, podcaster y ya no me acuerdo qué más.

También te podría gustar...

La cultura del videojuego